Punk Statik Paranoia
ZONA-ZERO
60
22 VOTOS
54
+
Orgy Punk Statik Paranoia
Publicación:
Abril 2004
Sello:
D1 Music
Productor:
Jay Gordon, Amir Derakh
Género:
pop-rock

Tracklist

  • 01. Beautiful Disgrace
  • 02. Vague
  • 03. Ashamed
  • 04. Make Up Your Mind
  • 05. Leave Me Out
  • 06. The Obvious
  • 07. Inside My Head
  • 08. Pure
  • 09. Can't Take This

Miembros

  • Jay Gordon
  • Amir Derakh
  • Bobby Hewitt
  • Ryan Shuck
  • Paige Haley

Análisis

por el 10 Abr 2004
2410 lecturas
Orgy es una de esas formaciones que cuenta con tantos fans como detractores. Musicalmente siempre se les ha catalogado como una promesa del rock industrial americano, y es que sus anteriores trabajos “Candyass” y “Vapor Transmission” sin estar del todo mal, dejaban bastantes detalles por pulir. Esta larga búsqueda de la consolidación, sumado a su falta de consistencia en determinados momentos, su ambigua imagen y el hecho de ser más conocidos en el mainstream por “Blue Monday”, versión de New Order, que por su propia música, han sido argumentos más que suficientes para estar en el punto de mira de muchos. Por otro lado, su atrevida propuesta y puesta en escena, sus melodías hipnóticas cargadas de electrónica, las colaboraciones con grupos como Korn o la aterciopelada voz de su famoso cantante Jay Gordon, les han proporcionado una buena base de fans. Pues bien, ya está aquí “Punk Statik Paranoia”, su tercer disco de estudio, el que o les confirma definitivamente o el que les envía al gehena musical. Veamos que nos ofrecen.

Tras abrir la caja, poner el disco en el pc y abrir el reproductor, nos encontramos con tan solo 9 canciones que no llegan a los 38 minutos. Una vez se ha terminado de escuchar el disco, la verdad es que no parece ni mucho ni poco, sino la duración justa, pero es razonable hacerse una pregunta: en 4 años, ¿no han podido grabar más canciones decentes? Pero bueno, esto ya son temas más personales a los que cada uno dará más o menos importancia. Tras una primera escucha general, llega el turno de pararse en las canciones, el sonido, la producción... Evidentemente, con Jay Gordon dentro del grupo, los arreglos electrónicos y la producción son realmente delicados, agradables y cuidados hasta el último detalle. Conociendo el gusto de Jay Gordon por la tradición barroca de llenar los temas con efectos, coros, distorsiones, samplers, etc; no sorprende leer en el librito de créditos de este “Punk Statik Paranoia” más de 20 músicos que han puesto su granito de arena en el proyecto, desde coros hasta arreglos instrumentales pasando por re-mezclas de las composiciones originales que tenía la banda antes de entrar en el estudio. Pero en esta ocasión, a diferencia de lo sucedido con “Candyass” y sobretodo “Vapor Transmission”, Orgy no abusa de la electrónica como elemento diferenciador, sino que la une perfectamente a la música, sonando como un instrumento más.

Hasta aquí tenemos: un disco con pocas canciones, una excelente producción, temas recargados y un más que notable uso de la electrónica, pero ¿qué sucede con las composiciones? ¿Y con la letra? Lo primero es lo primero, así que hablemos de música. Si hay un elemento que une todos los temas de “Punk Statik Paranoia” es la simplicidad de los riffs de guitarra, aburridos y plomizos en muchas ocasiones, mientras que el bajo salvo en contadas excepciones (como en “Vague”, “Pure” o “Ashamed”) parece haber desaparecido. Ante este panorama, alivia ver como la batería de Bobby Hewitt sin ser un dechado de virtuosismo, se muestra precisa y consistente en todo momento, destacando su labor a la hora de marcar los tiempos en “Pure” o en “The Obvious”. Resulta paradójico no obstante que ante una arbolada producción las composiciones resulten tan simples. Pero como ya ha sucedido con bandas de masas como Linkin Park o Evanescence, las partituras minimalistas se convierten en melodías memorables, adictivas y fáciles de captar a la primera. Así que como en mi opinión no todo en esta vida puede ser virtuosismo y tecnicismo, lo que la banda pierde en el apartado compositivo lo gana por parte del concepto igualmente importante de la diversión, el entretenimiento y la vidilla que una pegadiza cadencia da a un disco.

Tras lo ya comentado, el disco parece ser un trabajo notable, pero quedan por analizar dos aspectos, en los que por desgracia, Orgy falla estrepitosamente. El primero podría entrar dentro de la instrumentación, y es la voz de Jay Gordon, que a pesar de ser seductora y original, es menos variada que la programación de un canal de teletienda, lo que termina por cansar y en definitiva, aburrir. Así que nos plantamos ante una nueva operación matemática: la vidilla que le daba al disco las melodías de temas como “Beautiful Disgrace”, “Vague” o “Leave Me Out” queda mermada por la voz monótona que Gordon imprime a todas las canciones. Y ya para termina, un último aspecto: la lírica. Aquí es donde no hay perdón. Desde que escuché el “Results May Vary” de Limp Bizkit que no me plantaba ante unas letras tan carentes de sentido, pasión, emotividad y fuerza, y esto de nuevo resta puntos al disco sin compensación de ningún tipo.

El rock industrial de Orgy sigue mostrando influencias del rock-pop de los 80, conservando en parte el sonido electrónico de la batería, así como su estética sobrecargada, mientras que por otra parte en su lucha por encajar en el rock moderno se dejan llevar en sobremanera por clichés y fórmulas baratas. Es difícil posicionarse ante “Punk Statik Paranoia” puesto que por un lado tienes temas que tardarás semanas en quitarte de la cabeza, como “Beautiful Disgrace”, “Vague”, la llevadera “Make Up Your Mind”, “Leave Me Out” o la electrizante “Can’t Take This”, pero por el otro, ¿qué aportan estos temas? ¿Qué pretenden transmitir? La única conclusión que saco en claro es que “Punk Statik Paranoia” es un disco de esos que te puedes poner mientras haces faena o mientras te distraes con otras cosas, ruido entretenido como fondo, pero jamás será un disco para pensar, para concentrarse o para meditar.

En resumen, “Punk Statik Paranoia” es un disco más sólido y coherente que los dos anteriores trabajos de Orgy, con una soberbia producción, unos estribillos memorables y unas melodías pegadizas, pero que cae inexplicablemente en errores infantiles de grupo novato pre-adolescente. ¿Es este disco un paso adelante o un paso hacia atrás respecto a “Vapor Transmission”? ¿Ayudará “Punk Statik Paranoia” a consagrar a Orgy o les enviará a segunda? Como siempre, sus fans tiene que dar el veredicto, pero personalmente creo que se han tomado demasiado tiempo en hacer un disco que no tardará en morir a manos de la crítica y el público general.


Lo Mejor: La producción exquisita, sus estribillos pegadizos y las melodías adictivas de casi todos los temas.

Lo Peor: Jay Gordon solo utiliza un registro de voz. ¿En serio se han parado a pensar esas letras?
 


COMENTARIOS

15 Comentarios

  • 80 Bueno
    USER_AVATAR
    seaofsin
    Sin duda el peor de los 3 discos de Orgy, pero como no os habéis dignado a hacer un análisis de Candyass o de su magnífico Vapor Transmission, pues le casco un 8. Me parece un disco demasiado corto y,cierto es, un poco lineal, pero con temazos que enganchan, entre los que destaco Inside my head y Leave me out.
  • 30 Malo

    jeordiewhite
    a "Candyass" le daria un 7 y a "Vapor Transmission" un 8.5, eso me hacía confiar en que Orgy estaban evolucionando y que su tercer disco podría ser su disco definitivo pero esq este disco ha sido de lo peor q he escuchado en mucho tiempo. Lo definiría como "desalmado", no tiene la más mínima pretensión, no quiere revolucionar, no quiere decir nada, es demasiado soso. Disco para olvidar
  • 50 Mediocre
    USER_AVATAR
    AeNiMA
    no e oido ningun otro disko d ellos, xo a mi tb m parec kmo sa dicho k estos tios lo pueden acer mucho mejor. aprobado sobre todo xk tiene vague k m parece un tema mu wapo.
  • 70 Bueno
    USER_AVATAR
    BitchFactory
    NoOoOoOoOoOo!!!! Donde estan los todopoderosos Orgy de Gordon?? Qué decepción...siempre me quedará el Vapor.
  • 30 Malo
    USER_AVATAR
    ladownset
    No se q les ha pasado, o soy yo...
  • 60 Mediocre

    antime
    Orgy se han vuelto típicos y predecibles, han perdido su clase y su elegancia y lo que es más importante, su esencia. Aunque siguen regalándonos grandes momentos por eso de que "el que tuvo retuvo".
  • 70 Bueno

    36snowfists
    esta peña no son ni la mitad de lo que fueron
  • 70 Bueno

    axlgarcibis
    Pues a mi no me disgusta el disco. Que cojones. Un siete a la segunda escucha. Ya veremos si sube o baja
  • 100 Excelente

    usu
    no e escuxao los primeros pero este me gusta aunq parecen un poko poperos esta guapo el cd
  • 40 Malo
    USER_AVATAR
    Darkman
    Es un autentica pena. Tenia muchas expectativas puestas en este grupo pero ahora no les reconozco, es como si hubieran grabado temas de una maqueta, no se palpa la motivacion. Se habran cansado del grupo?
  • 20 Horrible
    USER_AVATAR
    dopplerguitar
    la mayor decepcion de la historia. todo muy poco currado (excepto la produccion). las guitarras simplonas y mas bien grises. el bajo parece no existir. Bobby ha dejado de lado la V-drum, para pasarse a una completa bateria acustica. y la voz. no se quen decir. maquina de tabaco?, cajero de banco?. MONOTONO. Esta claro, que los componentes de orgy en estos 4 ultimos años, se han dedicado mas a sus proyectos paralelos ,que a si mismos como grupo. es una pena.
  • 60 Mediocre
    USER_AVATAR
    Palace
    Esperaba bastante mas solo 9 temas y ninguno rompedor ,van a tener que sudar mucho para volver a los dias de gloria de su primer trabajo
  • 50 Mediocre
    USER_AVATAR
    Willtxo
    ¡Qué decepción!
  • 60 Mediocre

    Interloper
    No he escuchado ningun otro trabajo de Orgy, pero este disco me ha parecido bastante interesante.
  • 50 Mediocre
    USER_AVATAR
    Josu
    me parece de lejos el peor disco de orgy, muy por debajo de "Candyass" e incluso a bastante de su irregular "Vapor Transmission", la verdad, tanto tiempo esperando este disco y menuda decepcion.
 

DISCOGRAFÍA

RockZone - Ya disponible el número de Septiembre