indie rock / folk rock / indie folk / alternative rock / ambient / pop rock
 Daughter
Not To Disappear
ZONA-ZERO
70
2 VOTOS
66
+
Daughter Not To Disappear
Publicación:
Enero 2016
Sello:
4AD
Productor:
Género:
pop-rock
Estilos:
indie folk

MEDIA

Tracklist

  • 01. New Ways
  • 02. Numbers
  • 03. Doing the Right Thing
  • 04. How
  • 05. Mothers
  • 06. Alone / With You
  • 07. No Care
  • 08. To Belong
  • 09. Fossa
  • 10. Made of Stone

Miembros

  • Elena Tonra
  • Igor Haefeli
  • Remi Aguilella

Análisis

por el 25 Ene 2016
885 lecturas
Seguramente no es Zona-Zero el mejor lugar para que destaque una propuesta como la de Daughter, pero sin duda es una buenísima excusa para echar un vistazo a cómo andan las cosas por los lares más suaves de los hijos de la Gran Bretaña.

Este trío edita en este recién comenzado año su segundo álbum, tras un ya lejano “If You Leave” que data de 2013, y que no fue más que la guinda a los dos anteriores EPs, que tenían una calidad sorprendente aun saliendo de la nada, y que han sido capaces de alimentar con el tiempo la sed de más, pese al retraso en editar de nuevo, y pese a los cambios habidos en la música de estos londinenses.

Y es que Elena Tonra, su vocalista y fundadora, lo era todo en Daughter, pero cada vez lo va siendo menos. Y no porque su participación se reduzca (su voz sigue siendo la columna vertebral) sino porque las ideas brotan en mayor número y hacia terrenos nuevos para la banda. Desde la ligera y acertada electrónica de “New Ways” y “No Care“, hasta la percusión y los punteos de guitarra de “Numbers” o “Doing The Right Thing“, y que tanto nos recuerdan a The XX, que casi inventaron un estilo propio, a juzgar por la cantidad de noveles que eligen el camino de Jamie XX y los suyos.

Pero cuando mejor funciona “Not To Disappear” es cuando la personalidad y las historias fluyen con más libertad y sin espejos, y más en un proyecto tan de autor como este, pese a las nuevas influencias. Como en “How”, donde todo parece estar en su lugar: el desamor de las letras y la liviana pero existente esperanza con la que suenan los instrumentos. Estos últimos nunca acaban por destacar, pero cuando lo consiguen (por composición más que por técnica) se colocan a la altura de la encantadora y a la vez simple voz de Elena, y las cosas son muy diferentes a partir de ahí. Y es tan difícil que esos momentos aparezcan que resultan incluso más inalcanzables cuando los escuchas, como un mérito añadido.

Y precisamente ese alineamiento planetario llega al súmum con el mejor tema con diferencia del disco: “Alone/With You”, una canción con prisma, por llamarla de alguna manera, que asciende delicada y con emociones solitarias, para descender después con melancolía, agitación y desesperación. Y encima las letras se vuelven irónicas, lo que nos faltaba: “Me and I are not friends / She is only an acquaintance”; “I hate living with you / I should get a dog or something”.

En resumidas cuentas, las andanzas e historias intimistas de Daughter prosiguen su camino. Han madurado y avanzado como grupo, han alimentado esa gran intensidad partiendo de unas ideas propias y sin grandilocuencia, alimentadas más tarde por recursos ya existentes. Puede que su identidad se diluya entre la ingente competencia inglesa o la poca paciencia del público, pero aquí hay más que suficiente como para disfrutar y aislarse, de paso, de tanto ruido.


Lo Mejor: Es una gozada ver crecer y tomar cuerpo a una artista que sigues desde las primeras demos.

Lo Peor: Los nuevos matices no mejoran lo que ya había, aunque al menos diversifican un poco el resultado final.
 


COMENTARIOS

0 Comentarios

 

DISCOGRAFÍA

RockZone - Ya disponible el número de Septiembre