CRÓNICA

Brutal Noise Festival 2013
The Algorithm, Hacride, Hypno5e, Sybreed, The Great Divide (ITA)
05 de Julio de 2013 por Ruben Cougil Hospitalet del Llobregat 3349 lecturas

Otro año más se ha celebrado el Brutal Noise Festival en su sexta edición. Esta vez en la sala Salamadra de Hospitalet del Llobregat (Barcelona). Tres días de conciertos con bandas de lo más variopinto, algunas de las cuales actuaron por primera vez en nuestro país. The Algorithm (con Mike Malayan de Monuments), Hacride, Hypno5e, Sybreed, The Great Divide, Unearth, Cardiac, Noiseast, The Year, Hyde Abbey, My Silence o  Scarred By Beauty entre otros... acompañados de un puñado de bandas locales que tuvieron su oportunidad para darse a conocer.



El esfuerzo y la dedicación de su organización capitaneada por Oscar “Hans” Tudela es desde luego algo admirable. No ha sido ni mucho menos fácil gestionar este tipo de iniciativas en los tiempos que corren. Se nota que no lo han hecho por la pasta, y que el amor y las ganas de promocionar bandas potentes pero poco conocidas en nuestro país es algo que cualquiera que haya asistido ha podido percibir. Las cancelaciones y los problemas han sido parte del proceso organizativo, pero han sabido salir del paso finalizando estos tres días de directos con una gran aceptación por parte del público presente. Y dicho esto, aprovecho para comentar que me hubiese gustado que la asistencia de público fuese un poco mayor. Creo que, si bien el horno no está para bollos en cuanto a economía doméstica, el apoyo a este tipo de iniciativas debería ser mayor si queremos que se sigan haciendo. No me parece extraño que, por poner un ejemplo, Parkway Drive llene Razz 2, pero sí me lo parece el hecho de que el BN Fest no haya gozado de una cobertura similar. Estoy seguro de que mucha gente ha escuchado y escucha a estas bandas y la gente debería entender el esfuerzo enorme que hacen estos grupos por venir.

En cualquier caso, los combos estuvieron brillantes. Empezando por aquellos grupos locales que fueron seleccionados por la organización del festival para abrir cada uno de los tres días, tocando temprano mientras los rezagados como yo íbamos llegando al evento.

El viernes tras la cancelación de SwitchTense, My Silence se encargaron de poner la nota hardcore a un festival donde el metal era el rey de la selva. Los ex-Read My Lips y Ebola, con su estilo en la onda Comeback Kid me ganaron desde el tema número uno. Seguido, las actuaciones de The Year y The Great Divide, estos últimos originarios de Francia presentaban su disco “Tales of Innocence and Experience” y nos dejaron un directo enérgico y dinámico. Por último el sorpresón que dejó a toda Salamandra 2 con la boca abierta, The Algorithm, junto al guitarrista Mike Malayan de Monuments, se metieron al público en el bolsillo. En serio, ¡Qué pasada de banda!, con una técnica impresionante fusionan música electrónica, dubstep, drum and base y electro con ritmos djent y mathcore. Son espectaculares en directo.

El segundo día llegamos cuando los franceses Hypno5e y su metal experimental ya estaban llenando todos los huecos de Salamandra 1. Una banda seria con un directo trabajado digno de ver. A Sybreed, lo que les sobra es actitud. Con una sala a medio gas salieron a matar y a dar lo mejor de sí con un carismático frontman que nos entretuvo y una banda que si bien no sonó todo lo compacta que cabría esperar, no estuvo mal (y nos hicieron bailar a todos con su "Doomsday Party"). No era yo muy fan de Sybreed pero a raíz de esto me he puesto a escuchar sus discos y molan, molan mucho. He de reconocer, que más que su directo. El plato fuerte, Hacride (esta era su primera actuación en nuestro país), no se hizo de rogar. Una banda con muchas tablas aunque su conexión con el público fue más bien floja.

Por diversos motivos no pudimos asistir el tercer día, nos quedamos con las ganas de ver a Unearth, Cardiac, Noiseast, Hyde Abbey, Scarred By Beauty y Murder Caos... en lo que parece haber sido uno de los mejores días del festival. Supongo que cuadrar agendas es una tarea infernal, pero haber puesto a algunas de estas formaciones el viernes o el sábado hubiese potenciado la asistencia de público. En todo caso me consta que ha sido un fin de fiesta por todo lo alto.

Espero que el BN Fest de 2014 sea mejor, más peludo y más gordo. Estoy seguro de que la pasión con la que la comitiva ha organizado este sarao seguirá presente y que “Hans” se volverá a poner al lío con las gestiones pronto.

COMENTARIOS



Debes estar registrado para poder publicar un comentario


Entra en tu cuenta o regístrate