The Book of Souls
ZONA-ZERO
75
13 VOTOS
66
+
Iron Maiden

The Book of Souls

Publicación:
Septiembre 2015
Sello:
Parlophone / Sanctuary Copyrights / BMG
Productor:
Kevin Shirley
Género:
metal
Estilos:
heavy metal

Tracklist

  • Disco 1
  • 01. If Eternity Should Fail
  • 02. Speed of Light
  • 03. The Great Unknown
  • 04. The Red and the Black
  • 05. When the River Runs Deep
  • 06. The Book of Souls

  • Disco 2
  • 01. Death or Glory
  • 02. Shadows of the Valley
  • 03. Tears of a Clown
  • 04. The Man of Sorrows
  • 05. Empire of the Clouds

Miembros

  • Bruce Dickinson: voz, piano
  • Dave Murray: guitarra
  • Adrian Smith: guitarra
  • Janick Gers: guitarra
  • Steve Harris: bajo
  • Nicko McBrain: batería

Análisis

por el 22 Sep 2015
2462 lecturas
Cinco años sin noticias de nuevo disco y un cáncer de por medio. La verdad es que el futuro de Iron Maiden pocas veces había estado tan en entredicho como lo estaba hace unos meses. Por suerte la enfermedad de Dickinson desapareció (crucemos los dedos y a ver donde metemos esa boquita Bruce) y de repente el anuncio de "The Book Of Souls", álbum grabado con anterioridad y curiosamente el primero doble de estudio en 40 años de carrera.

Que fuera tan extenso no era un buen síntoma para los que (me incluyo) anhelaban un retorno de los Maiden más directos, pero la duración de los temas acabó por matar cualquier esperanza si es que quedaba alguna. Temas de 10, 13, e incluso 18 minutos. Seguramente la culpa sea nuestra por esperar algo que, viendo los tres últimos trabajos de la banda y lo poco que les importan las opiniones externas, quizás no volvamos a ver nunca. Ante esta tesitura solo existen dos opciones, guardar en el recuerdo una discografía casi impoluta y bajarse del barco o seguir disfrutando de esta otra faceta de los ingleses hasta que les dure la gasolina.

A pesar de lo farragosos que pueden llegar a ser 92 minutos el disco también tiene algunos momentos más directos, como el single "Speed Of Light" con el que parecen haber encontrado un patrón claro tras "El Dorado" (es decir, tema rockero y sencillo que nada tiene que ver con el resto del disco), o un "Death Or Glory" que puede funcionar muy bien en directo. Todo lo demás vas a tener que trabajártelo un poquito porque en primeras escuchas te quedas igual. Temas a los que les cuesta arrancar, desarrollos largos, y puentes sin una dirección muy clara a primera vista y que se van hilando en cada escucha. Y no solo eso, sino que a la típica introducción eterna a la que ya nos están acostumbrando le meten una trompeta y se quedan tan anchos. El rito de iniciación es por lo tanto un tanto extraño, pero a pesar de ello "If Eternity Should Fail" se convierte en un buen arranque, largo y complicado pero que explota con un cambio de ritmo y una cabalgada de las que echábamos de menos. Con "The Red And The Black" pasa algo parecido, a pesar de mirar el minutaje y echarse a temblar merece la pena llegar a una segunda mitad que te invita a levantar el puño y corear en un final digno de la épica del "Brave New World". Aquí están los Maiden más reconocibles en mucho tiempo, aunque claro, también entiendo al que se siga decantando por "Powerslave" si quiere disfrutar de clásicos de verdad. Ahora son solo destellos que aparecen muy de vez en cuando. Otros cortes interesantes son "Shadows Of The Valley", y no por ese punteo inicial que parece un homenaje a "Wasted Years", sino porque mantiene el tipo sin tener que echar una mirada al pasado o un "The Book Of Souls" muy críptico y egipcio tanto en forma como en concepto.

Por contra hay temas que pasan más desapercibidos o en los que ese momento álgido no termina de llegar nunca. Hablo por ejemplo de "Tears Of a Clown", donde lo más significativo es la supuesta dedicatoria a la memoria del actor Robin Williams, o un "The Man Of Sorrows" que promete decantándose por el medio tiempo pero se pierde por el camino. 

De todo menos de pasar desapercibida se le podría acusar a "Empire Of The Clouds", por ello de convertirse en la más larga de la historia de la doncella. Basada en el accidente de la aeronave R101 tiene además el aliciente de ver por primera vez a Bruce Dickinson detrás del piano, pero todo depende del prisma con el que mires el nuevo rumbo del grupo. ¿Tedio llevado al límite o audacia en estado puro?

Desde luego este no es un disco para escuchar en el ipod mientras bajas a la panadería, sino para ir destripando con paciencia y dejar que vaya madurando como el buen vino. Que los tiempos que corren no van a ayudar a que sea juzgado en su justa medida creo que es evidente, pero ya es un hecho que contra más rápida va la vida más complejos se vuelven nuestros queridos Maiden. O lo tomas o lo dejas.


Lo Mejor: Un nuevo disco de Iron Maiden siempre es una buena noticia. La recuperación de Bruce.

Lo Peor: Se trata de un disco largo, lento y que prolonga su vena progresiva.
 


COMENTARIOS

4 Comentarios

  • 68 Bueno

    alekandrey
    Está claro que los Maiden nunca serán igual que en los 80, pero este disco está bien.
  • 75 Bueno
    USER_AVATAR
    Demonaz
    Está bien, sin más, pero me gustó más The Final Frontier, y Empire of the Clouds me parece una pretenciosidad muy grande.
  • 60 Mediocre

    kokokos
    Disco correcto, pero no me engancha ni una sola canción
  • 90 Muy Bueno
    USER_AVATAR
    Character
    Un discazo digno de un grupo que ya lo ha dado y demostrado todo, y qué en lugar de conformarse con cumplir contratos, tratan de exprimir su creatividad, seguir evolucionando sin dejar de lado su sonido, y ofrecernos lo mejor. El único que pero que le pongo a este trabajo es el alargamiento innecesario de algunos temas, por lo demás, solo un peldaño por debajo del Brave New World, que recordemos que es uno de sus mejores discos, y que lo hicieron siendo quince años más jóvenes.
 

DISCOGRAFÍA