post-rock / screamo / post-punk / post-hardcore
 Viva Belgrado

ENTREVISTA

Córdoba, Belgrado, Tokyo por Israel Higuera
13 de Noviembre de 2014 4034 lecturas
Los cordobeses Viva Belgrado están a punto de editar su primer álbum "Flores, Carne" el 24 de diciembre a través del sello japonés Tokyo Jupiter Records. Tras una demo y un EP titulado "El Invierno" (compilados luego en su primer CD físico) que apuntaban muchas maneras en la onda del el screamo francés mezclado con post-rock, nos ponemos en contacto con su cantante y guitarrista Cándido para conocer mejor a la banda y que nos adelante lo que podemos esperar de su debut.

Empecemos por el principio para conoceros un poco mejor. ¿Quiénes sois y cuándo y cómo empezó Viva Belgrado?

Viva Belgrado somos Ángel, Álvaro, Pedro y yo (Cándido). No hay nada especial sobre el inicio de la banda, Córdoba es pequeña y aún más la escena, así que todos nos conocíamos o teníamos amigos en común de otros grupetes. Llevamos juntos desde finales de 2011, aunque Pedro y yo llevábamos unos meses pasándonos ideas por internet y dándole forma a lo que queríamos hacer.

En este tiempo habéis sacado un par de EPs digitales que fueron finalmente recogidos en un CD recopilatorio con dos temas nuevos. ¿Lo teníais previsto o fue una cosa que surgió? Da la impresión de que empezasteis sin muchas pretensiones y al final el público ha demandado más.

Fue completamente improvisado. Kimi de Tokyo Jupiter nos escribió un email proponiéndonos la idea y aunque unir ambos trabajos no nos acababa de convencer pensamos que las canciones merecían quedar plasmadas en un formato físico.

¿Cómo fue que Tokyo Jupiter Records, un sello japonés, os editó el disco? Curiosamente casi todas sus bandas son europeas.

Simplemente nos contactaron por email. Al parecer nos seguían desde que publicamos la demo y con "El Invierno" se animaron a escribirnos. No es un sello con pretensiones comerciales ni mucho menos, así que se dedican apoyar las bandas que por cualquier motivo les gusten o les llamen la atención. 

Y también vais a sacar con ellos vuestro LP de debut, "Flores, Carne". ¿Qué nos puedes adelantar del sonido del nuevo trabajo? El título es evocador.

Todavía estamos corrigiendo algunos detalles de la mezcla, así que ni nosotros sabemos cuál será el resultado final. Yo diría que suena más crudo que "El Invierno", incluso con un punto lo-fi, pero al mismo tiempo más luminoso. Sobre todo creo que son canciones con las que nos sentimos más cómodos en directo.

Nunca habéis escondido la influencia del screamo francés (ese guiño a Daïtro en "Catedrales" os delata), pero hace poco leí en otra entrevista que queréis dejar un poco de lado los elementos post-rockeros. ¿Nos puedes ampliar esto? ¿Os vais a poner punkis a lo Orchid?

Con el nuevo disco creo que seguimos una línea similar a la de "El Invierno". Quizás hemos intentado buscar progresiones más épicas, pero no nos alejamos demasiado. Sí es cierto que con el boom que ha tenido el post-rock muchas bandas suenan muy parecidas y hemos intentado desmarcarnos en la medida de lo posible de muchos elementos post-rockeros. En ese sentido, en el nuevo disco hemos trabajado con algunas canciones más cortas y la voz ha cobrado algo más de importancia.

Creo personalmente que en muy poco tiempo, desde la demo hasta "El Invierno", el grupo dio un gran salto adelante. ¿Hacia dónde habéis evolucionado en este último año? ¿Sentís que mejoráis con cada paso que vais dando como banda?

Mirando hacia atrás y escuchando las canciones creo que se puede apreciar una evolución, pero creo que simplemente es resultado de la actividad que hemos estado haciendo como grupo. Cuando entras en el circuito de grabar y girar acabas conociendo a muchas bandas y personas que te inspiran y te hacen crecer. Del mismo modo, siempre que hemos ido a grabar a un estudio hemos vuelto con la sensación de haber aprendido mucho. Hacía dónde hemos evolucionado en el último año supongo que es algo que tendrá que juzgar el público. Pero bueno, yo siempre he creído que nosotros somos los primeros en saber qué aspectos tenemos que mejorar y que aún tenemos mucho margen para seguir creciendo.

¿Cómo contactasteis con Santi García para que produjera el disco y qué tal ha sido la experiencia?

Le escribimos un email y resultó que ya nos conocía porque Víctor, su hermano, fue quien masterizó "El Invierno". La experiencia ha sido genial, piensa que cuando salió, por ejemplo, el "Bipolar Age" de Nothink yo tenía 15 años y he crecido escuchando a muchos de los grupos que han grabado con Santi: Madee, No More Lies, Standstill, Daïtro... Y sigo haciéndolo. Ha sido como cumplir un sueño.

Uno de los elementos que destacan en el sonido de Viva Belgrado es el uso del spoken word, que curiosamente cada vez tiene más presencia en la escena internacional con grupos como La Dispute o The World Is... apostando por él este año, ¿lo veis como un rasgo distintivo del sonido del grupo?

Bueno, es un recurso que se ha puesto de moda con toda esta especie de revival del emo pero sin ir más lejos, grupos de aquí como Lisabö, 713avo Amor (¡principios de los 90!) o Úrsula ya lo utilizaban desde hace mucho y nosotros hemos bebido de ellos. De cualquier modo no somos los únicos, bandas de nuestra generación como Living for a Poo Poo o La Parade también lo utilizan, así que no creo que sea algo demasiado distintivo en nuestras canciones.

Reconozco que me cuesta mucho entender tus letras, Cándido, tan repletas de metáforas. Me gustaría saber un poco cómo es el proceso de escritura en ese sentido, ¿les das muchas vueltas a los textos?

En realidad no sé si muchas o pocas. Escribir letras con las que me sienta cómodo cada vez me cuesta más. Por un lado, cuando escribo tiendo a diferenciar dos planos: el del significado y el estético. Hay veces que simplemente me parece más eufónico y evocador decir algo de una forma más metafórica que literal. Por otro lado, siempre digo que no sé escribir sobre lo que no conozco, lo que hace que siempre que escriba letras acabe haciéndolo sobre temas bastante personales. Así que tiendo a encriptarlas, a esconder su significado en cierto modo. Es algo de lo que también he intentado alejarme en el nuevo disco y creo que, aunque no tanto como me habría gustado, se nota en varias de las letras.

¿Y de qué van las letras del nuevo disco?

En general, diría que hay más variedad que en los trabajos anteriores. Sigue habiendo letras que hablan de la separación y de superar una pérdida, pero creo que la principal diferencia es que en vez de hablar sobre el hecho en sí, llegamos a un nivel más reflexivo para hablar de forma más directa sobre cómo lidiar con el dolor, más que del hecho en sí. Por ejemplo, el segundo tema, "De carne y flor", habla sobre convertir el dolor en canción.

¿Cómo es vuestro proceso a la hora de componer, quién se encarga de cada cosa?

En general cada uno se encarga de su instrumento. Solemos intercambiar ideas desde a casa y las que nos gustan las llevamos al local y les damos vueltas hasta que sentimos que están terminadas. A veces hay cosas que surgen directamente improvisando en el local, pero siempre hay un trabajo importante en casa. Las letras suelen ser lo último que incorporamos.

En las grandes ciudades y el Norte de España hay cierto circuito consolidado de hardcore y música dura en general pero en Andalucía, y más concretamente en Córdoba, estamos hablando de algo verdaderamente muy minoritario, casi inexistente. ¿Os cuesta encontrar sitios donde tocar?

Recuerdo que cuando estábamos empezando nos costaba tocar por aquí y la verdad es que es algo que no ha cambiado demasiado. Es chocante salir de gira por el norte y ver que hay gente que canta las canciones, o volver de Berlín sin merch y luego tocar en Córdoba para 15 personas. Por poner un ejemplo, aquí tenemos problemas con cosas tan simples como querer tocar en el suelo. Es una de las razones por las que hemos montado una especie de sello/promotora bajo el nombre Fueled By Salmorejo, con la intención de coordinar y tener control sobre todos los eventos que organicemos y sacar nuestras propias ediciones, tanto de Viva Belgrado como de grupos de aquí que nos emocionen, bajo una ética DIY y dando parte de los beneficios a una protectora de animales.

En el extranjero ya habéis dado algún que otro bolo y hablaste muy bien de la experiencia que tuvisteis en Berlín. ¿Crees que es lógico para grupos como el vuestro mirar más hacia fuera de nuestras fronteras, donde este tipo de música está mejor valorado que aquí?

Supongo que cada grupo es un mundo y tendrá que hacer lo que crea conveniente. Si con mirar hacia fuera nos referimos a girar por otros países, a mí me parece más que lógico una consecuencia de la actividad que estamos haciendo. Cuando nosotros formamos la banda lo que queríamos era tocar y girar. Es curioso que buscando las fechas de la gira de diciembre muchos de los promotores eran amigos de amigos, o ya nos conocían. Así que al final, cuando sales fuera simplemente te estas poniendo en contacto con la misma escena pero de otro país. 

Tenéis amistad con otras bandas emergentes del Sur como Elfindelmundo o La Parade con las que tenéis también afinidad estilística, con lo que hay cierta sensación de que la cosa se está empezando a mover más. ¿Piensas que colaborando entre todos se puede conseguir que la gente preste más atención a estas tendencias y ampliar el círculo o estáis abocados al underground más profundo?

La verdad es que no sabría decir. Yo llegué a este tipo de música a través de Internet e inquietud personal. Tampoco estamos obsesionados con obtener más atención, sabemos que lo que hacemos es algo que no le cala a todo el mundo y lo entendemos. Por otro lado, supongo que cuantas más bandas seamos más rica será la escena, más posibilidades de hacer cosas más interesantes y más actividad en general. Habrá que ver qué ocurre en el futuro.

Os he visto participando en alguna fiesta vegana y eventos por el estilo. ¿Sois veganos?  ¿Os consideráis activistas en algún sentido?

Somos tres vegetarianos, todos los años montamos un festival vegano en Córdoba. Pero más que activistas creo que simplemente somos conscientes de que este tipo de música es algo residual y creemos que merece la pena hacerlo trayendo otros aspectos positivos a nuestra comunidad. Tenemos la sensación de que por aquí hay una actitud muy de rock de estadio, de pose, y nos parece un poco ridículo. Nosotros somos cuatro idiotas haciendo ruido, no tenemos que vestir como bandas famosas, no vamos a forrarnos, ni a ligar. Simplemente hemos crecido escuchando esta música, es nuestro folklore, habla de nuestros problemas e inquietudes y creo que eso nos une como comunidad. Por tanto, no entendemos por qué la música debería estar separada de aspectos que nos preocupan como la industria cárnica o el abandono de animales.


- Escucha a Viva Belgrado en Bandcamp: http://vivabelgrado.bandcamp.com
- Entérate de las fechas de su gira en Facebook: https://www.facebook.com/Vivabelgrado 
- Lee el análisis de su disco homónimo en Zona-Zero: http://www.zona-zero.net/music/Viva+Belgrado/Viva+Belgrado 
  


COMENTARIOS



Debes estar registrado para poder publicar un comentario


Entra en tu cuenta o regístrate


DISCOGRAFÍA