indie rock / post-hardcore / noise rock / experimental rock / math rock
 Betunizer
Boogalizer
ZONA-ZERO
79
7 VOTOS
90
+
Betunizer Boogalizer
Publicación:
Marzo 2012
Sello:
Bcore
Productor:
Santi García
Género:
punk-core, pop-rock, nacional
Estilos:
post-hardcore, experimental rock, math rock

Tracklist

  • 01. Cedric Ceballos
  • 02. El Rejoneador del Frac
  • 03. Imagina Que Matas a Jota
  • 04. Carne y Diablo
  • 05. Espuela de Calor
  • 06. Aguilucho es el Hijo del Aguila
  • 07. El Cocotero
  • 08. Cani, Armanag y Per Terre
  • 09. Silver Agers
  • 10. Rave en el Château
  • 11. Ill Calceto

Miembros

  • Pablo Peiró
  • Marcos Junquera
  • José Guerrero

Análisis

por el 01 Jun 2012
3621 lecturas
La máquina betunizadora arrancó de nuevo un par de días antes que la primavera. Ahora es una máquina algo más humana, o, al menos, ha producido algo más humano que lo que produjo al poco de ser inventada hace un par de años. Es más humana en apariencia (la portada y la contraportada -que no sabía ver al principio-, las insuperables fotos del libreto y de la galleta del cd...), pero también cuando funciona. Es casi igual de ruidosa y precisa, pero le ha venido de lujo todo el tejido orgánico que le han implantado.

Bueno, pues esto empieza con otro mate sin mirar de "Cedric Ceballos". El bajo dice la primera palabra para apenas callarse ya en todo el disco. Pero claro, es que tiene tanta razón... Luego se suma una guitarra ultra rítmica y una batería que acompaña con total devoción y un leve toque exótico en algunas percusiones, y ya tenemos la fiesta montada. En las voces y las letras sí que veo debate, pero bueno, esto es Betunizer, para lo bueno y para lo malo. Es lo que hay. Y yo lo tomo. Puedo ir diciendo ya que el desarrollo de la mayoría de canciones será sorprendente casi siempre, y exquisito en las 11.

"El rejoneador del frac" acelera la faena hasta estallar al minuto con una ruidera considerable y un bajo absolutamente sublime. Sin palabras, de verdad. El caso es que afrontas la misión de matar a Jota a tope de energía y con muchas, muchas ganas. Un punteo que no te esperabas pone el toque distintivo en este tema, que por lo demás da para mucho: no veo cómo se pueden meter más cosas con sentido en menos de 3 minutos.

"Carne y diablo" retoma esas percusiones que "boogalizan" el disco, mientras el bajo te vuelve a dejar alucionado. "Espuela de calor", que sólo homenajea en el título, permite a la guitarra pegar primero y no dejar de machacarte en casi todo el rato. Aquí veo más claro que hay un toque "math" que me recuerda a gente como The Joe K-Plan. A la mitad del disco aparece "El aguilucho es el hijo del águila", que empieza con un ritmo hipnótico, y que de nuevo mezcla todo (incluso una pizca de aflamencamiento en la voz en momentos puntuales) con resultados excelentes, y que de nuevo se desarrolla admirablemente. Entiendes que a veces necesiten chupar la energía de tu marcapasos. Todo sea porque la máquina siga sin fallar.

Estamos sudando bastante ya, pero aún queda mucha fiesta por delante, como deja sumamente claro "El cocotero", cuyo final es realmente apoteósico, con esos coros y esas palmas... por si faltaba algo. Echamos un traguito en "Cani, Armagnac y per terre", que tiene un meritazo salvaje, porque piensas que están haciendo un tema menor hasta que otro desarrollo magistral de la canción la convierte en otra pieza esencial del engranaje, así como quien no quiere la cosa. Esta gente no sabe lo que es el relleno, musicalmente, quiero decir. Y llegamos ya bastante mamados a "Silver agers", pero consiguen que nos empalmemos sin la menor dificultad y nos parezca algo de lo más sencillo montárselo de "medio lao". Un gran riff de guitarra,y un bajo que no para de exhibirse impúdicamente sustentan un tema que vuelve a derramarse por todos los lados con una coherencia que asusta. Bravo otra vez.

Ya sólo nos queda pasarnos por el "after", así que nos ponemos "Rave en el chateâu", y tan ricamente. Una canción de las que hacen disco, por lo bien que se lleva con sus hermanas, y que vuelve a lucir sin vergüenza alguna todo lo que nos ha puesto cachondos hasta aquí, más una elegantísima guitarra que reverbera más en tu oído izquierdo que en el derecho. Encienden las luces, ya no te sirven más, y entonces sólo te queda la pataleta que "Ill calceto" ha sabido plasmar mejor que nadie, y que nos deja de propina el arrebato más incontrolado de un disco donde el caos aparente trata sin éxito de ocultar un disco calculadísimo, y unos cálculos acertadísimos.

Y con todo, a la mañana siguiente, tras haber llegado de aquella manera a casa tras el desparrame con la máquina, pero sin una pizca de resaca, a uno no le queda otra, por muchas veces que ya se haya escrito, que aplaudir su nivelazo, nivelazo, nivelazo...


Lo Mejor: Rítmicamente es memorable. Y sí, soy muy pesado, pero es que el bajo es sencillamente una clase magistral de 37 minutos. Las canciones crecen hasta el infinito. La idea de que puedan llegar a editar algo mejor que ésto.

Lo Peor: Aún no sé si las letras me horrorizan o me divierten. Seguramente las dos cosas, a ratos o a trozos. Y creo que nada más.
 


COMENTARIOS

6 Comentarios

  • 90 Muy Bueno
    USER_AVATAR
    MrJack
    Discazo del copón
  • 95 Muy Bueno
    USER_AVATAR
    andal
    me encantaaaaaaaaaa!
  • 88 Muy Bueno

    Pee-Wee
    Sorprendente, divertido, hilarante, bajo hipnótico y semi-esquizofrénico, letras surrealistas ... muy bueno!!!!!!
  • 85 Muy Bueno
    USER_AVATAR
    maceto
    Comparto el punto de las letras, no se si son horribles o geniales. Muy bueno
  • 95 Muy Bueno
    USER_AVATAR
    Kupak
    De lo mejor del año junto con el de Blooming Látigo, inmenso ejercicio de poderío... megaflow!!!
  • 90 Muy Bueno
    USER_AVATAR
    eraser-head
    la razón de que no le ponga un 100 es que me gustaría que tuviera momentos mas cafres, aún así me parece un discazo. Las letras letras me parecen una paranoia alucinante de un gusto exquisito
 

DISCOGRAFÍA

RockZone - Ya disponible el número de Septiembre